jueves, febrero 01, 2007

Más de cien años




Más de cien años tienen estas exquisitas y delicadas piezas. Fue Juani quien las rescató. Las encontró de casualidad en casa de su madre, Manola, y nos ha contado que quien las hizo fue una tía de Manola que era monja. Están en perfecto estado, como si fueran nuevas...

Las castañuelas están hechas en moiré de color salmón con unas flores pintadas a mano. Por dentro tienen unas telitas para poder guardar las agujas pinchadas. Y aunque las telas internas estén tal vez algo picadas, todo lo demás está impecable. Si es que ni polvo tienen.
Y el alhajerito es una joya en sí mismo. Lleva el diseño de un pájaro pintado sobre la tapa de seda . Su interior tiene bordados French Knots tanto en la tapa como en la cajita , formando una cuadrícula. Y para el cierre ha usado un botón de perlita .
Nada ha quedado librado al azar y cada detalle ha sido planificado con muchísimo esmero.
Qué suerte que he podido tener un ratito en mis manos estas piezas. Gracias Juani por traelas para compartirlas con nosotras!







3 comentarios:

Auxi dijo...

La verdad es que son unas verdaderas joyas, me encantan las labores antiguas. Felicita a tu amiga, tiene un tesoro. Las castañuelas me parecen muy originales.

Mercedes dijo...

Desde luego que están super biem conservadas. A mi también me encantan este tipo de accesorios antiguos he intento coleccionarlo en la medida de lo posible.

sonia dijo...

que preciosidad. Me encantan estas labores